miércoles, 3 de diciembre de 2014

El diario "El Sol" y el diario "España" de Tánger, dos rotativos y un mismo destino, por A. Febus (J. M. Menéndez)

Que el diario España de Tánger llegase a ser el mejor periódico del franquismo, teniendo una tirada de casi 49000 ejemplares, no es ninguna una casualidad. Sin duda, uno de los factores que incidieron en ese sentido fue la confluencia de una línea franquista y otra antifranquista, jalonada de un gran nivel intelectual y profesional. Otro factor fue que el diario España se nutrió de una pleyade de periodistas sublimes, muchos de ellos represaliados del franquismo. Insignes intelectuales que habían formado parte de la nómina de plumas del diario El Sol, uno de los mejores rotativos del siglo XX, bravo defensor de la 2ª República durante la guerra civil española. 

Cubierta del Diario "España", 5 de noviembre de 1938. Foto digitalizada por Agencia Febus.
Dicen que la calidad de un periódico se mide por sus colaboradores. Si tenemos en cuenta este hecho podemos afirmar que el diario El Sol, fundado por Nicolás María de Urgoiti en 1917, es el mejor rotativo español de todos los tiempos. ¿Por qué? Pues porque estos ilustres personajes formaron parte de su nómina de plumas: JOSÉ ORTEGA Y GASSET, GREGORIO MARAÑON, JUAN RAMÓN JIMÉNEZ, AMÉRICO CASTRO, RAFAEL ALBERTI, ANTONIO MACHADO, MIGUEL HERNÁNDEZ, JOSÉ BERGAMÍN, MIGUEL DE UNAMUNO, PÍO BAROJA, EDUARDO TEUS, MELCHOR FERNÁNDEZ ALMAGRO, FERNANDO GARCÍA VELA, JUAN ANTONIO CABEZAS, JOSÉ LUIS MORENO y JAIME MENÉNDEZ "El Chato", entre otros muchos profesionales de gran nivel. El diario El Sol fue durante la guerra civil un rotativo republicano con cierto aire independiente, exceptuando cuando fue, durante un breve periodo, órgano oficial del partido comunista de España.

Portada de "El Sol"con el gran Antonio Machado, digitalización Agencia Febus.
Muchos de esos colaboradores anteriormente mencionados acabaron escribiendo en el diario España de Tánger. Unos prosiguieron con la línea franquista del rotativo como, por ejemplo, Tomás Borrás, Eduardo Teus o Melchor Fenández Almagro, y otros comenzaron a marcar una línea antifranquista, encabezada por el periodista Jaime Menéndez "El Chato", escritor, miembro de la Generación del 27, primer español redactor de The New York Times, redactor, director del diario El Sol y preso político, y complementada por: Juan Antonio Cabezas, también redactor de El Sol y Avance (rotativo socialista) y preso político; José Luis Moreno, redactor de El Sol y preso político; Fernando García Vela, conocido por Fernando Vela, que había dirigido El Sol y El Heraldo de Madrid; y Aladino Cuetos, que había sido capitán del Ejército Republicano, preso político y que, durante su estancia en Tánger, fue director de la sección nacional de Radio Tánger Internacional..
En fin que curiosamente o, mejor dicho, gracias a la labor de Gregorio Corrochano, fundador y director del diario España de Tánger, el diario El Sol , unos de los rotativos que más bravamente defendió la 2ª República durante la guerra civil española, fue el germen del diario España de Tánger.  Un germen que fue una de las claves de su gran éxito.
Cubierta del Diario "España" del año 1954. Foto digitalizada por Agencia Febus.
La gloriosa redacción del diario "España" de Tánger, Cantarero, García Pastor, Cuetos, Cohen, Piñero, Moreno, Grajales, Rodríguez, Menéndez, Peralta, Colón, entre otros. Foto digitalizada por Agencia Febus.

sábado, 15 de noviembre de 2014

Manuel Navarro Ballesteros, uno de los protagonistas de La epopeya del "Chato", por A. Febus (J. M. Menéndez)

Hoy, nos ocuparemos de recuperar a uno de los grandes intelectuales de la 2ª República: El insigne periodista MANUEL NAVARRO BALLESTEROS, uno de los protagonistas de La epopeya del "Chato", debido a la gran amistad que tenía con Jaime Menéndez "El Chato".

Manuel Navarro Ballesteros, en los años de la guerra. Foto gentileza de su hermano Andrés, digitalizada por Agencia Febus.

La familia NAVARRO BALLESTEROS, estaba formada por, nada más y nada menos, que diez hermanos, a cual más rojo, rojo en el buen sentido de la palabra, cinco varones: MANUEL; ÁNGEL, comandante del Ejército Republicano –caído, en 1938, en el frente levantino-; ANDRÉS, pionero de las JSU, pintor y que también anduvo luchando, siendo muy joven, en el Ejército Republicano; JOAQUÍN, hombre vinculado a las letras; ANTONIO, que igualmente luchó por la 2ª República y que, después de la guerra civil, continuó su pelea contra el nazismo, en la resistencia Francesa, en la contienda mundial, y, cinco féminas, grandes mujeres, grandes luchadoras: DOMINGA; CONSUELO; CARMEN; MARIANA y LLANOS. Todos, menos MARIANA y ÁNGEL, pasaron por centros de reclusión.


El comandante del Ejército Republicano Ángel Navarro Ballesteros en 1938. Foto gentileza de Andrés Navarro Ballesteros, digitalizada por Agencia Febus.
Un joven Andrés Navarro Ballesteros en la Redacción de Mundo Obrero a principios de la Guerra Civil. Foto gentileza de él, digitalizada por Agencia Febus.

De todos ellos sólo queda con vida ANDRÉS, que sigue pintando con sus más de 90 primaveras.  Él recuerda aquellos tiempos de la Segunda República como una verdadera “Revolución cultural ilustrada”. Revolución cultural creada por hombres y mujeres con un talento y un oficio irrepetibles. El caso de MANUEL bien lo representa, autodidacta que formó parte de la élite intelectual del Partido Comunista de España –PCE-, siendo redactor en “Mundo Obrero”, “Estampa”y “El Sol” y, dirigiendo dos de los rotativos más importantes de aquellos tiempos: los mencionados “Mundo Obrero” –órgano oficial del PCE- y la revista “Estampa” –donde destacaban los trabajos fotográficos de los Hermanos Mayo, Albero y Segovia y Sisito-. 
Durante la Guerra Civil capitaneó la Escuela de Periodismo de “Mundo Obrero”de donde surgieron grandes plumas como la de Cristina Hurtado de Mendoza.
En septiembre de 1937 ocupó la vicepresidencia de la Agrupación Profesional de Periodistas –adscrita a la UGT-, y en enero de 1938 la presidencia de la Asociación de la Prensa de Madrid. 


Manuel Navarro Navallestors llegó a dar muchos mítines, en calidad de Presidente de la Asociación de la Prensa de Madrid, durante la guerra. Foto digitalizada por Agencia Febus.
Como tantos y tantos hombres de letras, hombres de bien, Manuel Navarro Ballesteros fue fusilado -por la barbarie franquista- el primero de mayo de 1941, perdimos a unos de los grandes valedores de la intelectualidad española pero su legado perdurará para siempre en aquellos que le conocieron o leyeron su extraordinario trabajo.
Manuel Navarro Ballesteros en plena Guerra Civil. Foto digitalizada por Agencia Febus.

Todos elogiaban su particular forma de escribir. Hoy, podrán hacerlo ustedes mismos.
El 15 de Marzo de 1938 el diario “El Sol” publicó la siguiente columna de MANUEL NAVARRO BALLESTEROS:


EL MIEDO DE LOS FASCISTAS A QUE EL PUEBLO OPINE

Los periódicos de la zona invadida han publicado algunos comentarios a la constitución de un llamado Gobierno franquista. Es muy interesante conocer lo que se les ha ocurrido a estos mercenarios de la pluma en tan señalada ocasión.
HERALDO DE ARAGÓN, ha escrito estas significativas palabras: “Si la opinión pública hubiera sido consultada para la constitución del Gobierno, si se hubiera utilizado un método tan inoportuno, es posible que no hubiera salido ningún Gabinete”.
¡Son sabios los plumíferos de ZARAGOZA! Se los puede llamar traidores, criados de los invasores, profesionales de la baja alabanza a todas las tiranías, etc, etc. Pero en este caso hay que reconocer que son sinceros.
¿Consultar al pueblo para formar un Gobierno? Eso no sería simplemente inoportuno, sino estúpido y, sobre todo, suicida. ¿Qué iba a decir lo que ellos llaman la opinión? ¿Qué iban a decir los trabajadores perseguidos, condenados al hambre, aherrojados, apaleados por la Guardia Civil y tratados a puntapiés por Italianos y Alemanes? ¿Qué iban a decir esas mujeres enlutadas que pueblan la zona fascista? ¿Qué iban a decir las viudas de los fusilados, las madres de los asesinados en montón, las hermanas, hermanos y padres de los muertos por los asesinos de FALANGE, Requetés, Regulares y otros extranjeros? ¿Qué dirían los modestos productores, sobre los que recaen las cargas de una guerra contra la patria, de una guerra de ITALIA y ALEMANIA contra ESPAÑA? ¿Qué dirían los campesinos esquilmados, robados por toda clase de aventureros, sangrados a impuestos, cercenados por el vendaval de la guerra que ellos han generado?
Naturalmente. No hay por qué caer en ese absurdo de la democracia, no hay por qué consultar al pueblo. De eso saben mucho los amos de FRANCO. MUSSOLINI en ITALIA y HITLER en ALEMANIA no consultan con la opinión, no cuentan con el pueblo. Si acaso se acuerdan de él, es para exprimirlo como un limón, para matarle sus mejores hijos, para encarcelarlo, torturarlo y aumentar su hambre de pan y de justicia. Allí, en el otro lado, no se consulta al pueblo. Y de ello se alaban.
En cambio, nosotros, en la ESPAÑA leal, no tenemos porque temer a la opinión del pueblo. Su contacto nos da fuerza. Su voz nos anima a proseguir la lucha hasta la victoria de la causa sagrada que defendemos. La República democrática es, ante todo y sobre todo, un régimen popular. Aquí con nosotros está el pueblo. Allí con ellos, está un grupo de verdugos y traidores, y por encima de ellos, Italianos y Alemanes.
Nosotros, nuestro Gobierno, nuestro régimen si consulta al pueblo. Y de ello se enorgullece. Hacer lo contrario de lo que los fascistas hacen es en este caso lo justo.
Pero aún cuando no ha sido consultada la opinión para formar ese Gobierno de asesinos, los periódicos fascistas recogen a su manera el descontento de esa opinión. El citado diario Aragonés escribe: “Apenas fue publicada la lista del nuevo Gobierno, cuando el inmenso ejército de los descontentos comenzó su trabajo de disgregación.” Se reconoce que existe un inmenso ejército de descontentos. No está mal que ellos lo digan. Otro diario faccioso ha descubierto la piedra filosofal para acallar a los descontentos. “UNIDAD” de SAN SEBASTIÁN, ha dicho: “En tanto que nosotros no hayamos alcanzado nuestros objetivos..., SILENCIO COMPLETO.” Ya tienen la fórmula. Silencio. Silencio completo.
No es preciso explicar por qué quieren ellos el silencio. Les molesta el ruido de las protestas.
Nosotros, propagamos nuestras ideas, exponemos al aire de una crítica justa nuestros procedimientos. Propagamos la bondad de nuestra causa. Porque no tenemos miedo a los descontentos, toda vez que los únicos descontentos de la ESPAÑA leal no pueden ser otros que los aliados del enemigo. El silencio que nos aísla del pueblo no nos conviene.





Portada de "Mundo Obrero" donde vemos a Manuel Navarro Ballesteros, Luisa Azuara, Luis Cabo Giorla y Cayetano Redondo, alcalde de Madrid durante la guerra. Foto digitalizada por Agencia Febus.
Andrés Navarro Ballesteros en la actualidad. Foto Agencia Febus.

miércoles, 12 de noviembre de 2014

El diario "España"de Tánger y la Segunda Guerra Mundial, por A. Febus (J. M. Menéndez)

Durante la investigación de mi libro la epopeya del “Chato” tuve el honor y la estima de poder entrevistar a cuatro  supervivientes de la redacción del prestigioso Diario España de Tánger, referente obligado en la historia del periodismo Español: Fernando Peralta, regente del rotativo de 1938 a 1971; Renato Piñero, reportero de deportes; Manuel Cruz, redactor de local y último director del rotativo; y Antonio Colón, redactor de cultura, cine y tauromaquia. 
Todos me recibieron con una cortesía y una hospitalidad digna de encomiar. Y a todos les quiero expresar públicamente mi más sincera gratitud. 
Este proceso de investigación sobre dicho periódico ha sido una de las experiencias más enriquecedoras de mi vida. Por ese motivo, me veo en la obligación de profundizar algo más en lo escrito ya sobre el mencionado periódico en mi libro, y contarles, con mayor precisión, y en varias entregas, como fue el origen, desarrollo y cierre del rotativo más importante del franquismo.
A. Febus (J. M. Menéndez), participando en el programa de libros "Las Noches Blancas" donde habló de diario España Tánger, La epopeya del "Chato" y Crónica general de la guerra civil, entre otros libros. Foto Agencia Febus. 
Durante la época de la 2ª Guerra Mundial el Diario España e Tánger se convirtió en uno de los más vendidos en todo el territorio nacional. Llegó a tener una tirada cercana a los 49900 ejemplares, algo impensable en aquellos años de penuria, represión, campos de concentración, cárceles, sacas y hambruna.  Incluso, según nos contó Fernando Peralta, regente del mismo, se llegó a multiplicar por cinco su precio en la península.
Este éxito fue debido a la información que daba el rotativo sobre los aliados, es decir, los enemigos de Franco y el Eje. Esos aliados eran los auténticos valedores de la democracia y la libertad, luchando contra el fascismo y el nazismo. 
Este hecho de informar de la contienda mundial se hacía de forma muy peculiar e ingeniosa, en una misma página, se presentaban dos columnas, separadas por un renglón, una, titulada: La guerra según El Eje, y la otra: La guerra según los aliados.

Ejemplar del diaro España de Tánger, informando de la 2ª Guerra Mundial. Foto digitalizada por Agencia Febus.
Como bien indicó, no hace mucho, el pintor y escritor nonagenario Antonio Granados Valdés, superviviente de la tertulia del Diario España, en esa información mostrada en el apartado de los aliados se percibía un tinte no franquista bastante evidente. Este fue, sin duda, uno de los factores fundamentales del éxito del diario España para vender tantos ejemplares.
Así pues, una vez finalizada la 2ªGuerra Mundial y sabiendo que la mencionada línea informativa, dando información de los aliados, era la causa principal del éxito del heraldo, Gregorio Corrochano, director del diario España,  se encontró con una nueva tesitura: ¿Cómo mantener el mismo índice de ventas, ahora que la contienda había finalizado?

Gregorio Corrochano y su mujer, García Valiño, de pie, Alto Comisario de España en Tánger, en los 50,  y detrás varios trabajadores del diario España, entre ellos, Fernando Peralta, Antonio Colón o José Cuello. Foto gentileza de Antonio Colón, digitalizada por Agencia Febus.
La clave fue seguir con esa línea no franquista, buscando nuevos talentos más “republicanos” que unidos a los que ya colaboraban en el diario como Enrique Bejarano, Francisco Casares, Julio San Martín Perea y Santiago Montoto, hicieran del rotativo un referente donde seguir encontrando artículos y articulistas vinculados al régimen, o sea al Movimiento, y también, artículos y articulistas vinculados, de alguna manera, a los valores democráticos de la 2º República.
El mismo Corrochano se encargó de dicho menester, reclutando valiosos redactores e ilustradores republicanos, entre ellos: José Luis Moreno, preso político, redactor del diario El Sol*; Juan Manuel Vega Pico, preso político, redactor de Avance*; Juan Antonio Cabezas, preso político, redactor del diario El Sol; Jaime Menéndez “El Chato”, preso político, primer español redactor de The New York Times y redactor y director del diario El Sol*; Faustino Goico Aguirre,  preso político, escultor, dibujante y caricaturista, colaborador de Avance*; y Andrés Martínez de León, preso político, dibujante, colaborador del diario El Sol*, La Voz* y El Liberal*

Jaime Menénde "El Chato", Antonio Colón, y otros compañeros, visitando un barco de la armada. Foto gentileza de Antonio Colón, digitalizada por Agencia Febus.
Hay que mencionar que en esa línea no franquista también participó Fernando García Vela, que firmaba como Fenando Vela, que aunque no había sido preso político, y venía colaborando en el diario  desde sus inicios, era un republicano convencido.
Principalmente, gracias a la labor de los redactores republicanos esa línea no franquista se convirtió en una línea antifranquista, con críticas directas o indirectas al régimen, sin duda, el máximo puntal fue Jaime Menéndez "El Chato" que llegó a ser subdirector del rotativo.
Por este motivo, se puede decir que el diario España de Tánger, y muy particularmente, debido al trabajo de Jaime Menéndez "El Chato", es el origen de la Transición Periodística, es decir, el origen de la lucha antifranquista en la prensa española.
La prestigiosa redacción del diario España: Cantarero del Castillo, García Pastor, Cuetos, Cohen, Pereda, Moreno, Grajales, Rodríguez, Menéndez, Peralta, Colón, etc  . Foto gentileza de Antonio Colón, digitalizada por Agencia Febus.
Así mismo, la inclusión de gran cantidad de información deportiva, con reporteros de la talla de Patricio de Pereda o Renato Piñero, y de temas de actualidad y cultura, donde destacaron Luis Grajales, represaliado del franquismo y autor teatral,, Antonio Colón, estudiante de la Institución Libre de Enseñanza, Aladino Cuetos, preso político, capitán del Ejército Republicano y director de Radio Tánger Internacional, Manuel Cantarero del Castillo, José Luis Rodríguez y Samuel Cohen, complementó la gran calidad periodística del heraldo tangerino.
Con el tiempo se incorporaron plumas de la talla de Andrés Revesz, Josep Plá Cárceles, Juan Bellveser, Enrique Sánchez Pedrote, Gerardo Diego, André Maurois, Beltrand Russel o José María Cossio. 
Pero es justo decir que, aunque el diario España tuvo una nómina extensa de colaboradores, sus principales puntales, en aquella época, fueron Fernando García Vela, Antonio Colón y Jaime Menéndez "El Chato" que, bajo diferentes pseudónimos, aportaban, cada uno, más de media docena de artículos en cada ejemplar.
Por lo tanto, gracias al trabajo de todos, el Diario España, con sus dos vertientes: la franquista y la antifranquista, fue uno de los referentes de mayor peso profesional e intelectual del panorama periodístico español, demostrando, además, una tolerancia y un compañerismo entre todos sus colaboradores digno de encomio, pese a tener ideas diferentes y, en algunos casos, habiendo sido enemigos en la Guerra Civil Española.

*Periódicos editados durante la 2ª República.

Para ilustrar este artículo les invitamos a ver este extracto del documental "Crónicas" de RTVE:

jueves, 6 de noviembre de 2014

La epopeya de "Chato" en la Fundación Federico García Lorca

Para un escritor, vinculado con la 2ª República, no hay mejor regalo y reconocimiento que una entidad de la categoría de la Fundación Federico García Lorca se interese por su trabajo. Esto es lo que ha ocurrido con el libro de A. Febus La epopeya del "Chato" que, desde hoy, forma parte del archivo bibliográfico de la mencionada fundación.
A. Febus (J. M. Menéndez) y su libro La epopeya del "Chato" , desde hoy, en los anaqueles de la biblioteca de la Fundación Federico García Lorca de Madrid. Foto Agencia Febus.
Todo empezó el pasado 10 de agosto del presente, desde el periódico Granada Hoy, con la publicación del excelente artículo El Chato del "New York Times" a la Barraca de Lorca, donde su autor el periodista y poeta, autor de Mar de Frente, después de estudiar el libro La epopeya del "Chato", presentó una magnífica semblanza de Jaime Menéndez "El Chato", miembro de la Generación del 27, primer español redactor de The New York Times y director del diario El Sol, el más relevante de la Segunda República, en simbiosis con el gran Federico García Lorca, ya que fueron amigos, compañeros de viaje y bravos defensores de los valores democráticos, culturales y sociales, de la mencionada República.
Parte del Artículo, aparecido en Granada Hoy. 
Segunda parte del artículo de Juan Luis Tapia.
Poco tiempo después Sonia González de la Fundación Federico García Lorca se puso en contacto con el autor de La epopeya del "Chato" solicitándole un ejemplar para que formará parte del archivo bibliográfico de la mencionada fundación.
Sonia González de la Fundación Federico García Lorca, depositando La epopeya del "Chato" en la biblioteca. Foto Agencia Febus.

Ayer, 6 de noviembre del presente, se materializó dicho asunto. El escritor J. M. Menéndez (A. Febus) fue recibido de forma muy cordial por las trabajadoras de dicha fundación, charlaron y hablaron, entre muchas cosas, de una foto histórica de un homenaje que le hicieron a Rafael Alberti, el 9 de febrero de 1936, donde aparecían María teresa León, Federico García Lorca, Rafael Alberti, Juan Cristóbal (ecultor) y otros personajes que, gracias a la investigación del mencionado Menéndez, han podido ser "descubiertos", entre ellos, sus abuelos: Avelina Ranz Conde, Miembro del Comité Provincial de la Alianza de Mujeres Antifascistas durante la guerra civil, y el mencionado Jaime Menéndez "El Chato", María Luisa Carnelli, poetisa y escritora argentina que luchó por la República, Luisa Carnés, escritora y dramaturga, colaboradora de Estampa, La Voz y Crónica, Ángel Laborda Murillo, redactor del diario Política, El Heraldo de Madrid y La Nación, José Robledano, directivo de la Asociación de la Prensa de Madrid y de la Agrupación Profesional de Periodistas, adscrita a la UGT, dibujante y colaborador de Claridad y El Socialista, y Manuel Navarro Ballesteros, que ocupó la presidencia de la Asociación de la Prensa, en 1938, y dirigió Mundo Obrero y Estampa.


La famosa foto de 1936 en el Café Nacional de Madrid. 
Pero no solo eso, el mencionado Menéndez también fue recibido por Laura García-Lorca de los Ríos, Presidenta de la Fundación Federico García Lorca, sobrina de Federico García Lorca y nieta del insigne Fernando de los Ríos, hablaron de la Segunda República, de la relación de "El Chato" con Lorca y de la futura sede, en Granada, de la Fundación Federico García Lorca que muy probablemente albergará el archivo familiar de Jaime Menéndez "El Chato".

Laura García-Lorca de los Ríos, presidenta de la Fundación Federico García Lorca. Foto Agencia Febus.
Sin duda, un día inolvidable para el autor de La epopeya del "Chato"  que en este vídeo intenta explicar lo que le ha supuesto esta experiencia:


Salud y república.
Jacinto Mercadal, colaborador de Agencia Febus.

sábado, 1 de noviembre de 2014

Los comienzos del diario "España" de Tánger, por A. Febus (J. M. Menéndez)

Cubierta del primer ejemplar, número cero, del diario "España" con Gregorio Corrochano (arriba, a la derecha) y la primera redacción. Foto digitlizada por Agencia Febus
Durante la investigación de mi libro la epopeya del “Chato” tuve el honor y la estima de poder entrevistar a cuatro  supervivientes de la redacción del prestigioso Diario España de Tánger, referente obligado en la historia del periodismo Español. Tres de ellos Fernando Peralta, regente del rotativo de 1938 a 1971, Renato Piñero, reportero de deportes, y Manuel Cruz, redactor de local y con posterioridad último director del rotativo, mantienen su residencia en la Capital de España y Antonio Colón, que acaba de fallecer, entrañable, en la Capital Hispalense, todos me recibieron con una cortesía y una hospitalidad digna de encomiar. A todos les quiero expresar públicamente mi más sincera gratitud. 
Este proceso de investigación sobre dicho periódico ha sido una de las experiencias más enriquecedoras de mi vida. Por ese motivo me veo en la obligación de profundizar algo más en lo escrito ya sobre el mencionado periódico en mi libro, contarles, con mayor precisión, y en varias entregas, como fue el origen, desarrollo y cierre del rotativo más importante del franquismo.

A. Febus (J. M. Menéndez) y Manuel Cruz, último director del diario "España", recientemente en la Asociación de la Prensa. Foto Agencia Febus. 
El Diario España salió a la luz el 12 de Octubre de 1938, con dos sedes, dirección y administración en Boulevard Pasteur nº 35, y redacción y talleres en Paseo del Doctor Cenarro nº 44.
El heraldo tangerino fue fundado por Gregorio Corrochano, un hombre bastante liberal, para la época, que había sido cronista en la guerra de Marruecos y crítico taurino de ABC, por encargo personal de Juan Beigbéder Atienza, Alto Comisario de España en Marruecos, militar africanista, hombre clave durante la Guerra Civil Española, responsable de algunos espisodios muy represivos contra los republicanos, en la zona de Tetuán, que sería nombrado, en 1939, Ministro  de Asuntos Exteriores y con posterioridad General.
Los talleres y regencia del periódico se nutrió al prinicipio, en una parte muy importante, con una expedición llegada de Granada del diaro republicano El Defensor de Granada, entre ellos, Cristino Braojos, Francisco Sales, Lucas Jiménez y Fernando Peralta, que llegaría a ser regente del mencionado diario España.
Los talleres del diario "España", comandados por Fernando Peralta. Foto Agencia Febus.
La misión encomendada a Corrochano consistió en crear un arma de propaganda “Franquista” durante la mencionada contienda Civil. Y que mejor, que en la portada del primer número del rotativo, que insertar una enorme foto de Franco. Una imagen vale más que mil palabras.
Para dicho menester, Corrochano fichó a profesionales de primera fila partidarios del “Movimiento” y otros pocos “camuflados” que no lo eran, para una labor más desapercibida cuyo objetivo era informar, dentro del severo control del Régimen. Entre todos lograron un periódico propagandístico, con gran erudición  intelectual y con algunos artículos más “neutrales”. 
La sede del diario "España" en Tánger. Foto digitalizada por Agencia Febus.
Sus colaboradores más destacados fueron, entre otros, Fernando Vela, discípulo de Ortega y Gasset, escritor, colaborador de El Sol, Crisol, El Heraldo de Madrid y la revista Mundo, José Carrasco Téllez, corresponsal del diario ABC y de EL Sol, Alberto España, escritor y redactor de El Porvenir y El Heraldo de Marruecos, Ramón Menéndez Pidal, Alfredo Marquerie, Pedro Laín Entralgo, Agustín de Foxá, Enrique Arqués, no tan conocido pero con una gran trayectoria, colaborador de El Debate, ABC, El Heraldo de Aragón, La noche, El Faro, El Diario de África y director de El Islah y de Al Ittihad, Tomás Borrás, autor teatral, novelista, guionista de cine, redactor de La Tribuna, La voz, La Nación, ABC, Blanco y Negro y Pueblo, Ramiro de Maeztu, miembro de La Real Academia Española, corresponsal en Londres de La Correspondencia de España, Nuevo Mundo y El Heraldo de Madrid, fundador de Electra, Acción Española, y colaborador de La Época, Rafael Sánchez Mazas, Miembro de la Real Academia Española, Licenciado en Derecho, escritor, colaborador de Informaciones, Escorial, Vértice, Acción Española y que llegó a ser ministro de Franco, Eduardo Teus, redactor de El Sol y del diario Ya, y que había sido jugador del real Madrid, y Mechor Fernández Almagro, Doctor en Derecho, historiador, redactor de La Época, La voz, El Sol, Ya, el Heraldo de Aragón, ABC, La Vanguardia y la revista Mundo. 
El número 1 del diario "España" de Tánger. Foto digitalizada por Agencia Febus.
Gregorio Corrochano, fundador y primer director del diario "España" de Tánger. Foto digitalizada por Febus.

Estos son solo una representación de los colaboradores más prestigiosos de esta primera etapa del diario España, con el fin de la guerra civil española se produjeron cambios importantes en la labor propagandística y en su plantilla de colaboradores pero eso se lo contaremos en la siguiente entrega.

Eso sí, título anecdótico, el primer número del periódico reflejó dos nuevas dignas de evocar. La primera, contaba que a partir de la fecha (octubre de 1938), se prohibía la instalación o explotación en Tánger de emisoras de radio, imponiéndose diversas sanciones a las personas que incumpliesen dicha orden, confiscándose y destruyéndose todos los aparatos que hubiesen sido utilizados para cometer dicha infracción. Las emisoras que, en aquel momento, estuviesen funcionando, deberían desaparecer en el plazo de un mes. Y los perjudicados no tendrían por ello indemnización alguna. ¡Ay, las cosas del Franquismo! La segunda fue una reseña sobre la intención de las autoridades de mostrar al exterior un imagen de Tánger, de tranquilidad, paz, sosiego, belleza, naturaleza y climatología suave, con el objetivo de aumentar el turismo en la zona. ¡Ay, el turismo que gran invento!

viernes, 11 de julio de 2014

Carta abierta del nieto de "El Chato" al periodista Javier Valenzuela

Carta abierta a Javier Valenzuela.

Estimado señor,
Navegando por internet me he encontrado con un artículo suyo, muy interesante, que habla de la figura de mi abuelo el insigne miembro de la generación del 27 Jaime Menéndez "El Chato", eso me agrada mucho, y se lo agradezco de corazón, y le felicito por considerar que él sea el protagonista principal de un trabajo suyo con el bagaje periodístico que usted tiene. De  igual forma le muestro mi gratitud por mencionar mi libro La epopeya del “Chato”, en el que narro, con rigor, la vida de mi abuelo. Dicho esto, también quiero, con su permiso, y sin acritud, comentarle que usted copia ciertas informaciones de diferentes textos, publicados y redactados por un servidor para la Agencia Febus y otros medios de comunicación, y, además, por desgracia, cuenta cosas inciertas, cosa que me sorprende porque no aparecen en mi libro, ni en ninguno de mis artículos referentes y, claro, siendo el protagonista mi abuelo, con todos mis respetos, y, de forma constructiva, me veo en la obligación de matizar esas cuestiones.
Quiero expresar que no es de justicia que en trabajos periodísticos, como es este que nos ocupa, no se indiquen las fuentes de información. No es de justicia que se copien frases y denominaciones ajenas, haciendo ver al lector que son de cosecha propia. No es de justicia, por despiste, error u omisión, contar cosas que no se ajustan, al 100%, con la realidad. Y, por último, no es de justicia que se transcriban frases de una obra literaria sin pedir permiso al autor.
Dicho esto, así son los hechos.
Usted , en marzo de 2014, escribió, en la revista Tintalibre, el siguiente artículo, titulado “La transición periodística comenzó en Tánger”:


Y estos son una selección de artículos, entre ellos, uno de ellos, con un título muy similar al suyo, redactados por un humilde servidor, desde 2009:




No hace falta ser de Parla, ni ser un lince, para darse cuenta que usted se nutre de estos artículos para redactar la casi totalidad de su trabajo, incluso, en algunas ocasiones, utilizando las mismas frases, o muy similares.
Usted no menciona, en ningún momento, que la mayoría de esos datos que expone son obra del duro trabajo de investigación (de más de un lustro) de un humilde servidor, cosa que no es ético, ni profesional. Cree que con citar mi libro La epopeya del “Chato” y transcribir una frase, sin autorización del autor, es suficiente. Y no lo es. Y para rematar “la faena” nos brinda una serie de datos, que no reflejan la realidad histórica.

Ejemplos.
Usted escribe: El Chato había regresado a España tras la proclamación de la II República, publicado un libro sobre su visita periodística a la Alemania de Hitler.

La realidad es que ese libro nunca se llegó a publicar, si otro, titulado Vísperas de Catástrofe (Espasa-Calpe), publicado después, en 1934.

Usted escribe: Condenado por masón, republicano y comunista a tres penas que sumaban un total de 62 años de reclusión mayor.

La realidad es que mi abuelo solo tuvo dos juicios y, por ende, dos sentencias, una militar, con una condena de 20 años y un día, y otra del Tribunal para la Represión de la Masonería y el Comunismo, con una condena de 12 años y un día, todo eso, en Parla y en mi pueblo, suma 32 años y dos días. (Adjunto documentos originales de las sentencias).





 Usted escribe: El régimen (franquista) le ofreció una vía de escape: podía ir a trabajar a Tánger al diario “España”, siempre y cuando no firmara sus artículos. Gregorio Corrochano hizo la propuesta y El Chato aceptó.

La realidad es que el régimen no ofreció nada a mi abuelo, bueno, mejor dicho, algo le ofreció, eso sí, “muy cortésmente”: campos de concentración, cárceles, juicios sumarísimos (en este caso pantomimas), hambre, penurias, sufrimiento, injusticias, etc, etc, etc. Fueron sus amigos de Embajada de EEUU, entre ellos, Mr. Hughes, Mr. Pahle y Mr. Bonsal, quienes consiguieron ese trabajo de redactor en el diario “España” de Tánger, a expensas del régimen que le iba a encarcelar de nuevo. Gregorio Corrochano fue simplemente un mediador de la operación, insisto, dirigida por la mencionada Embajada de EEUU.  (Adjunto el documento que le hicieron, desde la Embajada de EEUU, a mi abuelo para evitar cualquier problema).



Usted escribe: Cuando El Chato llegó a Tánger junto a su esposa Avelina y su hijo, el diario “España” despertaba. Seguía publicando las informaciones oficiales del régimen franquista, pero sin apenas ocultar que lo hacía por obligación, de oficio.

Aquí, quiero matizar que  mi abuelo, nada más llegar a Tánger, aunque no le dejaban firmar sus artículos, en un primer momento, más tarde sí, empezó a escribir con total libertad, eligiendo los temas a tratar, en su mayoría, de política internacional, donde aprovechaba para hablar de todo lo que estaba prohibido en aquella época, es más, incluso, en una ocasión, se permitió el lujo de criticar, en los años 50, los últimos fusilamientos masivos del régimen franquista, por lo que tuvo que desaparecer de Tánger unos días.
Eran otros los redactores que se ocupaban de escribir la noticias del régimen franquista.

Hay algún error más pero de menor trascendencia por lo que no incidiré sobre ellos en esta carta que espero que no se la tome a mal. Deseo que comprenda que ha tocado la fibra sensible de la familia Menéndez, y, en particular la de su nieto, que lleva trabajando, casi una década, para recuperar la memoria y la realidad histórica, al 100%, de uno de los intelectuales más importantes que ha dado este país en el siglo XX:  Jaime Menéndez “El Chato”.

Saludos Cordiales.

Juan Manuel Menéndez 
Presidente Agencia Febus
Autor de La epopeya del "Chato"
Nieto de Jaime Menéndez "El Chato"



miércoles, 9 de julio de 2014

Los lectores opinan de La epopeya del "Chato", hoy, el actor Antonio Muñoz de Mesa

Una vez más les presentamos una nueva opinión del libro de A. Febus. Esta vez te toca el turno a Antonio Muñoz de Mesa, uno de los artistas con más talento de nuestro país, en todo lo que hace muestra su gran hacer, profesionalidad, oficio y gran genialidad. Es actor, guionista, dramaturgo, director de cine y de teatro, fotógrafo, etc, sin duda, un maestro en todos los sentidos.
El actor, dramaturgo, presentador, guionista, fotógrafo y director de cine, Antonio Muñoz de Mesa. Foto Febus.
A continuación transcribimos lo que piensa Antonio Muñoz de Mesa de La epopeya del "Chato":

Hay libros de Historia y libros con Historia. "La Epopeya del Chato" pertenece a este segundo grupo. Un libro donde se "revive" una parte de nuestra Historia a través de las entretenidas historias de un personaje audaz, inteligente, comprometido y, sobre todo, con un maravilloso sentido del humor. "La Epopeya del Chato" es más actual ahora que nunca. Es la historia de un superviviente que protege a toda costa sus ideas en un mundo donde las ideas se consideran peligrosas. "La Epopeya del Chato" es un libro de aventuras en un mundo desventurado. Es una guía para sobrevivir a este mundo nuestro de hoy donde corremos el peligro de acostumbrarnos a la injusticia.

Continuará...
La epopeya del "Chato" de venta en www.bubok.es o en la librería Bubok, calle Belén, nº 13 de Madrid (Chueca).

El autor en la librería Bubok, calle Belén, 13, Madrid. Foto Febus.











lunes, 5 de mayo de 2014

Los lectores opinan de La epopeya del "Chato", hoy, Begoña Camblor

Otra vez más presentamos una nueva opinión del libro de A. Febus. En esta ocasión es Begoña Camblor, Doctora en Filología Hispánica, escritora, autora de "Hacia todos los vientos. El legado creativo de Aurora de Albornoz", quien, en unas pocas líneas, nos explica por qué recomienda la lectura de esta autobiografía ficción.
La escritora Begoña Camblor.
Esto es lo que piensa Begoña Camblor sobre La epopeya del "Chato" de ediciones www.bubok.es:

Historia y humor son las dos claves de La epopeya del «Chato»; una mezcla que podemos ver  muy pocas veces unirse en un libro con buenos resultados, y que aquí está totalmente conseguida.
Jaime Menéndez, apodado «El Chato», se convirtió en el primer periodista español que escribió para el prestigioso The New York Times, pero no sólo destaca por este dato: a través de la historia de su vida podemos conocer buena parte de lo que nuestro país vivió durante la Segunda República, Guerra Civil y posterior dictadura. En el libro escuchamos su voz, porque es él, desde un imaginado «Más Allá», quien nos habla. Jaime Menéndez era un hombre inteligente, tierno y, sobre todo, lleno de humor. Nos reímos mucho con sus palabras, también lloramos en ocasiones y, todo el tiempo, aprendemos: quien conozca poco de la historia de España aprenderá. Quien conozca mucho, descubrirá nuevos personajes a quienes merece la pena llegar.
La epopeya del «Chato» no es una novela, ni un libro de humor, ni un manual de Historia, ni una biografía. Es todo esto al mismo tiempo. Un libro, sobre todo, sorprendente.

Continuará...
La epopeya del "Chato" de venta en www.bubok.es o en la librería Bubok, calle Belén, nº 13 de Madrid (Chueca).

jueves, 24 de abril de 2014

El libro de A. Febus La epopeya del "Chato" en la nueva la librería Bubok

Muchos son los medios que han informado sobre la inauguración de la librería Bubok, en Madrid, en el popular barrio de Chueca, y no es para menos pues la única que está dando la oportunidad a los escritores primerizos de publicar sus libros, La epopeya del "Chato" de A. Febus es un buen ejemplo.
J. M. Menéndez (A. Febus), en la puerta de la librería Bubok de Madrid. Foto Java Mena, Agencia Febus.
Ayer, Madrid se vistió de gala, y se vistió de gala porque una nueva librería abrió sus puertas. Este hecho no sería noticia si no fuera porque la mencionada librería es muy peculiar. ¿Cómo? ¿Es que no venden libros? Sí, pero unos libros muy particulares. En la librería Bubok, situada el número 13 de la calle Belén, en el madrileño barrio de Chueca, cuna de arte, nuevas tendencias, ocio, y, como no, cultura, no encontraremos las obras literarias que se venden en los demás espacios, destinados a la venta de libros, encontraremos exclusivamente obras de escritores primerizos, editadas por la editorial Bubok, que, como habrán deducido, es también la propietaria de esta librería.
Uno de los lugares con más encanto de la librería Bubok. Foto Java Mena, Agencia Febus.
 Hasta ahora, los lectores podían comprar las obras de esta empresa en su web www.bubok.es y en algunas librerías asociadas, en su mayoría, a través de internet. Pero a partir de este momento la cosa cambia y de gran manera. Ahora, los lectores podrán comprar físicamente los libros de Bubok y, además, podrán participar en diferentes actividades que se organizarán: talleres con los autores, conferencias, presentaciones, etc, lo que convertirá a la librería Bubok en un verdadero punto estratégico de la cultura madrileña.
Los libros, los verdaderos protagonistas de Bubok. Foto Java Mena, Agencia Febus.
 ¿Qué libros podrán encontar en la librería Bubok? Evidentemente, salvo alguna excepción, libros de autores noveles, de todo tipo, tocando todos los estilos y todos los temas: economía, gastronomía, poesía, filosofía, deporte, nutrición, política, psicología, tecnología, guerra civil española, franquismo, campos de concentración, ciencia ficción, etc. Eso sí, libros de calidad que forman parte del programa de librerías de la editorial, es decir, trabajos con un contenido global de alto nivel de escritores que no parecen noveles si no todo lo contrario. 
El escritor A. Febus y su libro La epopeya del "Chato" en la librería Bubok. Foto Java Mena, Agencia Febus.
Entre todos esos ejemplares encontramos uno que ha tenido bastante repercusión en los medios de comunicación: La epopeya del "Chato" de A. Febus (Juan Manuel Menéndez), entrenador personal, finalista del europeo de culturismo natural (doping free), fotógrafo, periodista y presidente de Agencia Febus.
A. Febus y Ángel María Herrera, alma mater de Bubok. Foto Java Mena, Agencia Febus.
Los reportajes, aparecidos en Televisión Española, Telemadrid, Cadena Ser, Radio Nacional de España o en El País Semanal, sumado a las opiniones muy positivas de otros destacados hombres de letras como, por ejemplo, Fernando Sánchez Dragó, Jorge Martínez Reverte o José Luis Abellán, han convertido al mencionado libro de Febus en un referente para la editorial, según palabras de su máximo responsable Ángel María Herrera que siempre que tiene oportunidad lo define como unos de los mejores best sellers de Bubok. Y ayer, en la mencionada inauguración de la librería Bubok, lo volvió a recordar, acompañado de su gran equipo de profesionales, entre ellos, Jana González, directora de marketing o Sergio Mejías, director, y de unos cuantos autores de la editorial que no quisieron perderse este momento, entre ellos, el propio A. Febus.
A. Febus y Sergio Mejías, director de Bubok. Foto Java Mena, Agencia Febus.
Para terminar recordamos una de las apariciones en televisión de A. Febus en el programa Las Noches Blancas, presentado y dirigido por Fernando Sánchez Dragó:


"La epopeya del Chato" en Telemadrid (Extended mix) from agenciafebus on Vimeo.

martes, 22 de abril de 2014

Los lectores opinan de La epopeya del "Chato". Hoy, Jorge Martínez Reverte

Seguimos proporcionando lo que piensan del libro personas de diferentes rasgos y profesiones, hoy, toca el turno a Jorge Martínez Reverte, gran escritor, sus obras "La batalla de Madrid ", "La batalla del Ebro" o "El arte de matar", son prueba de ello, gran periodista y un historiador de lujo pues su conocimiento historiográfico de la España del siglo XX es digno de admiración. 

Jorge Martínez Reverte y Febus, en la exposición sobre la defensa de Madrid 1936/39 de Jaime Menéndez "El Chato", en la Facultad de "Periodsimo" de la UCM. Foto Java Mena, Agencia Febus.
Estas son líneas que nos ha mandado, muy amablemente, Jorge Martínez Reverte sobre La epopeya del "Chato" de ediciones www.bubok.es :

“EL CHATO” ES HISTORIA

                                 Jorge M. Reverte

   Este libro trata sobre un gran periodista español, uno de los mejores del siglo XX, Jaime Menéndez, cuya historia ha permanecido relegada al olvido durante muchos años. La causa fundamental han sido los cuarenta años de dictadura que vivió nuestro país. Pero estamos a tiempo, con su lectura, de enmendar esa grave ignorancia. Menéndez fue un pionero, con su trabajo en el New York Times. Pero, sobre todo, fue un hombre leal a sus convicciones y a su oficio, que ejerció con maestría y dignidad. Una biografía que nos ayuda a comprender el siglo pasado; o lo que es lo mismo, nuestro pasado mismo. No venimos de la nada. Y lo mejor de nosotros arranca de gente como este hombre.

También aprovechamos la ocasión para recordar, mediante este vídeo, lo que Jorge Martínez Reverte comentó hace unos años en la presentación del libro en la sede de la Asociación de la Prensa de Madrid:



Continuará...
La epopeya del "Chato" de venta en www.bubok.es o en la librería Bubok, calle Belén, nº 13 de Madrid (Chueca).

viernes, 11 de abril de 2014

Los lectores opinan de "La epopeya del Chato". Hoy, José Luis Abellán

La Agencia Febus recupera en exclusiva, mejorando el audio, esta grabación donde el insigne Profesor José Luis Abellán, uno de los filósofos más destacados del panorama español y gran escritor, opina del libro de Juan Manuel Menéndez (Febus) La epopeya del "Chato" de ediciones www.bubok.es.




jueves, 10 de abril de 2014

La Facultad de Ciencias de la Información reconoce la relevancia de Jaime Menéndez "El Chato" en el periodismo español

Carmen Pérez de Armiñán, Decana de la Facultad de Ciencias de la Información, Mirta Núñez Díaz-Balart, directora de la Cátedra de Memoria Histórica, Jorge Martínez Reverte, historiador, escritor y periodista, y Chema Menéndez, Presidente de Agencia Febus y autor de La epopeya del "Chato", señalan a Jaime Menéndez "El Chato" como una de las figuras más relevantes del periodismo español.

Mirta Núñez Dáz Balart, Jorge Martínez Reverte, Carmen Pérez de Armiñán y Chema Menéndez, durante la mesa redonda del homenaje a Jaime Menéndez en  la Facultad de Ciencias de la Información. Foto Java Mena, Agencia Febus.
La Facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Complutense de Madrid ha sido testigo de excepción del homenaje a Jaime Menéndez "El Chato" donde se ha inaugurado la exposición "La Defensa de Madrid de Jame Menéndez "El Chato"". Una muestra que recuperá a aquellos personajes republicanos, cercanos al mencionado periodista que participaron, de algún modo, en defender Madrid del ataque facista de las fuerzas rebeldes del General Franco.
Durante la mencionada inauguración la Agencia Febus realizó una serie de entrevistas exclusivas a Carmen Pérez de Armiñán, Decana de Facultad de Ciencias de la Informacón, Mirta Núñez Díaz Balart, Directora de la Cátedra de Memoria Histórica, Jorge Matínez Reverte, historiador, escritor y perodista, Jimmy Menéndez, hijo de "El Chato", Pedro López Sábado, histórico antifranquista, su hijo Pedro López, profesor titular de la Universidad Complutense, Rafael Cordero, historiador, etc. Sin duda, todos llegaron a la misma conclusión que Jaime Menéndez "El Chato" ha sido uno de los periodistas más relevantes del siglo XX, por su bagaje, profesionalidad y compromiso con la Segunda República, es decir, por luchar, con su pluma, por las libertades y la democracia no solo durante la guerra civil si no también durante la dictadura franquista.

Carmen Pérez de Arminán, entrevistada por la Agencia Febus. Foto Java Mena, Agencia Febus.
Jorge Martínez Reverte, entrevistado por la Agencia Febus. Foto Java Mena, Agencia Febus.
Mirta Núñez, entrevistada por Febus. Foto Java Mena, Agencia Febus.
Sin duda, uno de momentos más emotivos fue la entrevista a Jimmy Menéndez, hijo de "El Chato", evocando anécdotas, de gran relevancia histórica, como la ayuda prestada, durante la dura posguerra, a la familia Menéndez por parte de Hebert Matthews, gran factotum de "The New York Times", quien mandó una caja grande de botes de leche condensada, mientras "El Chato" estaba en la cárcel en calidad de político de un régimen cruel y sanguinario. Esos botes de leche, le supieron a gloria y alimentaron a la familia durante un buen tiempo.

Jimmy Menéndez, entrevistado por Febus. Foto Java Mena, Agencia Febus.
Jimmy Menéndez se reencontró con su viejo camarada Pedro López Sábado. Foto Java Mena, Agencia Febus.
El profesor Pedro López, entrevistado por Febus. Foto Java Mena, Agencia Febus.
La exposición, obra de Chema Menéndez, es fruto de su investigación para su libro La epopeya del "Chato", que narra la historia de su abuelo. La misma muestra una recopìlación de fotografías, algunas inéditas, de la Defensa de Madrid durante la conflagración española de 1936 a 1939, entre ellas, destacan las de Dolores Ibárruri, Federico García Lorca (poco antes de comenzar la guerra), Rafael Alberti, León Felipe, Erenest Hemingway o André Malraux, portadas de la prensa resistente republicana, entre ellas, las del diario "El Sol", "ABC", "Ahora", "Politica", "Estampa" o "Mundo Obrero" y algún artículo representativo del mencionado periodo histórico.

Un momento durante la inauguración de la exposición. Foto Java Mena, Agencia Febus.
Rafael Cordero, historiador, y Jorge Martínez Reverte. Foto Java Mena, Agencia Febus.
Jimmy Menéndez, Rafael Cordero, Jorge Martínez Reverte y Mirta Núñez Díaz Balart. Foto Java Mena, Agencia Febus.
Después de inaugurar la exposición Carmen Pérez de Armiñán fue la encargada de abrir la mesa redonda, agradeciendo a Chema Menéndez el presentar dicha exposición en la Facultad de Ciencias de la Información, el mejor lugar para ello, y destacando la gran importancia de Jaime Menéndez en la historia del periodismo español. Seguidamente Jorge Martínez Reverte tomó la palabra, resaltando la gran tenacidad del nieto de "El Chato" para conseguir que su trabajo tenga siempre éxito, cosa que, sin duda, le viene heredada de su abuelo. Explicó, de manera extraordinaria, la gran valía profesional del homenajeado mediante un repaso biográfico de los asuntos más relevantes de su carrera profesional. Mirta Núñez fue la siguiente en hablar, agradeció igualmente al nieto de "El Chato" su trabajo para presentar esta muestra, destacó igualmente la importancia de la figura de su abuelo y lo duro y cruel que fue la dictadura franquista, con todo aquel que olía a república. Por último, Chema Menéndez, agradeció a Carmen Pérez de Armiñán, a Mirta Núñez Díaz Balart y a Jorge Martínez Reverte su apoyo incondicional, así como a tod@s los asistentes su presencia en el acto, y sintetizó, al máximo, los aspectos más relevantes en la vida profesional de Jaime Menéndez "El Chato".
Esta exposición estará dos meses en el pasillo del Decanato de Facultad de Ciencias de la Universidad Complutense de Madrid, sin duda, el mejor lugar para ello. Así que todavía están a tiempo para visitarla y recorrer un pedazo de la historia, sesgada por el franquismo.

Jorge Martínez Reverte, Carmen Pérez de Armiñán y Chema Menéndez. Foto Java Mena, Agencia Febus.

Jorge Martínez Reverte, Mirta Núñez y Chema Menéndez. Foto Java Mena, Agencia Febus.
Chema Menéndez, Jimmy Menéndez, Mirta Núñez Díaz Balart y Rafael Cordero. Foto Java Mena, Agencia Febus.
Reportaje videográfico del Homenaje: